¡Hollywood pone sus ojos en los ‘ñoñitos’ mexicanos!

Demandas, juicios y chismes políticos aparte, México y América Latina parecen ser la nueva mina de oro para las productoras gringas y europeas de animación y videojuegos. La pandemia de COVID-19 nos obligó a mudarnos al *mundazo* del trabajo remoto y, parece que a las compañías les dio flojera buscar muy lejos, así que voltearon la cara un poquito al sur y descubrieron un chorro de talento en nuestras tierras. Este proceso se llama “nearshoring”, pero podríamos llamarlo “vamos a encontrar a genios que trabajen por menos lana”.

Gigantazos como Cartoon Network, Warner Bros y DC Comics están de pesca permanente en nuestras costas buscando prodigios de la animación capaces de reflejar la identidad cultural latinoamericana, nos platicó José Iniesta, cofundador de Pixelatl, un festival para los creativos de la región que hacen monitos, videojuegos y cómics.

“Pinocho”, la película de “stop motion” de nuestro chaparrito del terror, Guillermo del Toro, ganadora de un Óscar, es solo uno de los botones más visible en la chamarra *hipster* de la industria de animación en América Latina, gracias a las apuestas de las empresas independentientes en países como México, Argentina o Brasil.

De hecho, muchos de los artistas involucrados en estas colaboraciones optan por *seguir la fiesta en otro lado* y no contribuyen al crecimiento de la industria en sus países. “Necesitamos más contenidos propios que se puedan ver en las pantallas”, dijo Iniesta. Miden a Woody Allen con la misma regla en Francia, ¿por qué no aquí?

El Instituto Mexicano de Cinematografía sacó cuentas y resulta que solo el 2% de las películas hechas en México en 2021 fueron animadas. “Tenemos que construir una industria local, que los creativos se queden y puedan hacer proyectos propios. En lugar de estar importando superhéroes, deberíamos exportar nuestra cultura y nuestra visión de la vida, somos países ricos culturalmente y la animación se presta para transmitir lo que somos”, añadió Iniesta.

Por lo pronto, los avances de “Batman Azteca”, “Frankelda y el príncipe de los sustos”, y “Rey Misterio” sorprendieron al público en el festival Pixelatl. Arturo Ambriz, cocreador de “Frankelda y el príncipe de los sustos” vale la pena aprovechar que las productoras buscan diversidad y voces interesantes para alzar la mano y mostrar que en México y Latinoamérica también sabemos hacerlo –y bonito-.

Mario Carballo Sama, uno de los fundadores de “A mano games”, un estudio de videojuegos mexicanos, explica que cada vez hay más empresas interesadas en hacer videojuegos en México. Ya no se trata solo de juegos móviles, sino que ahora estamos *brincando la cuerda* hacia las consolas y computadoras. “Cada vez se hacen más complejos, y la gente que aprendió a hacer juegos, llega y enseña a las otras personas que están empezando”, explicó.

¡Así que ahí lo tienen, chavos! Si quieren hacer videojuegos o trabajar con superhéroes, tal vez ya no necesiten la visa, solo una buena conexión a internet y un *chingo* de creatividad.

Por rogelio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *